Casi cincuenta minutos. - 2015 4 5

Hoy la distancia me recorre
Estoy lejos de todo
Estoy en mi casa y no me siento en un hogar
Me duele seguir sintiéndote en mi ropa, en mi piel

La energía va a llegar, eso me es inevitable
Tanto como que ayer volví a cero
Y no puedo parar de escribir sobre lo que pasó
Estoy dando vueltas en círculos; si me quedo quieto, me mareo

Ayer hubo un respiro
Seguís usando los dedos para comunicarte con el Mundo
Eso me trae algo de paz
Aunque no esperanza

En este domingo tengo que salir a caminar
Pero primero, aprolijar mi rancho
Aprolijar mis chakras, cachetearme la voluntad
Prender las hornallas, volver a mi eje

No sé si lo que siento es más dolor que resignación
A esa sensación de mierda que es sentir que no existís
Yo no puedo seguir; tanto aire me dificulta respirar
Aire que vuela la Tierra, Tierra que vuelve a la casa, casa que no es un hogar.