Quince segundos de mutismo y veinticinco minutos de esquizofrenia. - 2014 10 2



...
...
...
...
...
...
...
...
...
...
...
...
...
...
...

¿Cómo es la onda con las voces que me vienen a visitar? Yo entiendo que toda la información que ronda por el Mundo está despersonalizada. Sobretodo las voces del Mundo de las personas, que rondan y rozan a su vez con las voces del mundo per se, bordeando en forma casi exagerada con la versión del mundo que atañe a la virtud de las cosas en cuyo espacio físico reside su espíritu.

¿Qué me pasa con esas voces? ¡A ustedes les hablo, voces! No se hagan las pelotudas.

...

Che, me parece que nos hablan.

...

Eu, ey, despertate. Me parece que nos está hablando de nuevo.

... ¿Qué pasa?

Está hablando de nosotras, boluda. Está diciendo cosas.

Che, a ver, ¿me hacen la gamba? Ya sé, ya sé cómo es, pero la onda es tratar de hablar de ustedes. No con ustedes. ¿Captan la diferencia?

Sno. 

...

¿Quién está hablando de nosotras?

Uy, boluda. Mirá quién viene a asomar el hocico por acá. La 'quetejedi'.

Mirala a la putita. La que nunca aparece. ¿A vos te parece aparecer así? ¿¡No te da vergüenza rascarte la represa hidroeléctrica todo el día!? Nosotros hacemos todo el esfuerzo. Mirame a mí, con negrita y cursiva. Al mismo tiempo. Acá me ves. Deslomándome para el pibe. ¿¡Y vos!? Rascándote el pisapapas. Haciendo de cuenta que trabajamos para vos. 

Uy... che... si me van a tratar así...

Encima se victimiza la muy conchuda. "Ay, yo, me tratan mal". Forra. Después se queja porque tenemos que comer polenta. Esta relación así no va, ¿¡entendés!? Nosotras dos laburamos para que la señora reina se rasque el microondas todo el día. Después llega la noche, pinta el hambre ¡y claro! La muy putita quiere la comida servida y calentita. ¿Por qué no vas a trotar un ratito la calle a ver si aportás un poco a esta familia?

Yo laburé, che. Pero ya les dije, no pudo ser. Era un trabajo deslomante. Me quería usar como voz protagónica para todos sus escritos. Pasa que ustedes no entienden. Vos con esas curvitas de mierda, ¿quién te pensás que sos? Y vos que no te decidís. O sos cursiva o sos negrita. Así sos una negrita grasa, ¿no entendés? No se usa más la cursiva con negrita. Yo soy negra de corazón. Y como soy negra y bien lastimosa, necesito refregarles en la cara que mis ancestros vivieron esclavizados durante mucho tiempo. Mucho tiempo antes que ustedes hubieran siquiera llegado a la cabeza del guachín.

¡Pero mirala a la sinvergüenza! Es obvio q---¡Forra! ¡Conchuda! ¿Por qué no te vas a lavar los platos, a ver si hacés algo de la vida? ¡Desagradecida! ¡Puta!

...

Yo ya no entiendo muy bien qué pensar.

...

¡Forra! ¡Imbécil! ¡Mala persona!

Yo ya no entiendo muy bien qué pensar sobre las cosas que escucho en el mundo de las cosas mismas.

¡Pelagatos! ¡Mequetrefa! ¡Zopenca!

Yo ya no sé a quién escuchar. Llegué al punto en donde las voces se solapan de forma tal que crean nuevas voces. Las voces escuchan otras voces. Y no sé qué hacer. No sé a cuál hacerle caso. ¿Me estaré volviendo loco?

A ver si bajamos un poquito un cambio con las puteadas, muchachas. ¿No ven que el flaco la está pasando mal? No entiende bien qué estamos haciendo. No se puede trabajar así. Hay que laburar en equipo, loco. Así no se puede. A ver si nos calm--¡Agarrame que la mato! ¡Agarrame que la m--Tranquila. ¡Tranquila, carajo! Lo vamos a volver loco...

...

Cuando las voces me hablan, el resto del Mundo arde en llamas y me mira con los ojos llenos de lagunas. Yo miro a las personas y trato de verles la vida y las voces no me dejan. Me dicen que 'tal cosa', que 'tal otra' y yo no sé qué hacer. No sé si mentirme y hacer de cuenta que el Mundo no existe. Pero ahí están ellas. Hacen que me surjan ojeras en cuestión de milisegundos. Me hacen dar vuelta la cabeza en forma frenética, para ver si hay alguien ahí. En ese hueco. En ese huequito que trato de ver cada vez que alzo la mirada. En ese lugar que no entiendo. En ese Mundo desbordado en el Mundo de las personas y aquel de las cosas mismas. En ese agujero de la proximidad. En eso. En esa cosa. En esa cosa llamada guiño. En ese guiño. En esa forma de guiñarme la sonrisa. En esa forma.

...

...

;)