Fenómeno-logi'-¡ah! - 2014 10 11

Hay una divisón inexistente en el Mundo.
Una división que le interesa al estatuto geopolítico de las naciones (sean republicanas, democráticas y/o autoritarias). 
Hay un estatuto del Mundo que nos dice cómo se nos representa la imagen existencial en la Tierra y el Mundo de los Seres.
Hay una pregunta que todos tratan de responder por nosotros. Una pregunta que no es tal. Una pregunta que no existe. Pero que tiene una historia definida dentro del pensamiento de la raza humana.

¿Qué es decir que estamos 'acá'? No me refiero a por qué estamos acá, si no qué es decir que estamos en el Mundo. De qué manera.

Hay dos corrientes clásicas para contestar esto y una tercera, que, como imaginarán al notar que la dejo mínimamente rezagada, agazapada, es aquella con la cual más me identifico.

Una forma fácil y rápida de pensar nuestra existencia en el Mundo tiene que ver con hacer de cuenta que existe un Mundo per se rodeándonos. No me refiero al mundo mundano de las cosas que existen sin más, me refiero al ente Mundo que ya atraviesa la conciencia (el instrumento para mediar el tiempo en forma de presentes). La cosa existe y es inalcanzable pero podemos acercarnos a lo Real a través del proceso de raciocinio y discriminación cognitiva. Racionalismo, que le dicen. Sí, Descartes, "pienso, luego existo", toda esa yerba.
Es curioso, porque algo que no suele enseñarse en el "pienso, luego existo" fue: "pienso, luego existo. Y si tengo alguna duda, en todo caso, siempre, más arriba que todo lo que pueda pensar, estará Dios". Esa parte no conviene tanto enseñarla, ¿no? Pero Descartes la dijo. ¿Y por qué la dijo? Para que no le cortaran la cabeza. 

"Pienso, luego existo. Dudo de mi existencia. Pero si dirijo mi proceso cognitivo para idear una forma de existencia en este mundo, siempre, arriba mío, como última instancia y garantía total y absoluta, se encuentra el ente divino llamado Dios, que ampara todas las cosas".

Otra forma fácil y rápida de pensar la realidad tiene que ver con presumir que hay algo llamado impresión, que lo Real imprime procesos e imágenes en nuestra conciencia, a partir de los cuales comenzamos a configurar una idea de Mundo. Que el Mundo se construye a partir de las impresiones que el mismo nos produce a nivel psicosomático, mnémico, neuronal, celular, hormonal, etcéteras. La vivencia en el Mundo como una suerte de stand-by pasivo ante la vida. Un salir ante la vida desprovisto de "ismos", salir desnudo a dejar que el Mundo haga lo suyo con nuestro Cuerpo y conciencia. Un salir al Mundo a hacer de cuenta que el Mundo, ante todo, es un proceso de digitación por fuera de la acción concreta de quienes lo conforman con cierto grado sutil de separación (que, de vuelta, provee la conciencia). Esto es el Empirismo. Lo definitivo es inalcanzable. Existen las impresiones que la experiencia con lo Real deja en mí, que son neutrales y pseudo-objetivas.

La tercera vía. La tercera vía tiene que ver con cagarse en esta dicotomía de que el Sujeto "alcanza" al Mundo versus que el Mundo "imprime" al Sujeto. Se basa en cagarnos en la dicotomía Sujeto/objeto.
¿Pero de qué manera?
Primero y, ante todo, cagándose en la noción de objeto. No existen los objetos en el mundo que entendemos por Mundo. Lo que existen son entes. Los entes tienen significatividad para la raza humana per se, sin necesidad de argumentación. Yo no creo en Dios y sin embargo Dios es un ente y existe. ¿Por qué? Porque existe, porque es una construcción que tiene valor en lo Real, a través del grupo humano que decide sostener su existencia día a día. Y eso me basta. Ya está. Con eso es suficiente. Existe.
Los entes son y no requieren demasiadas más preguntas. Y nos cagamos también en el Sujeto. ¿Qué es eso? ¿A qué está "sujeto" el Sujeto? ¿Cómo es pensar a una persona a través de un sustantivo que tiene sabor a adjetivo que te deja pegado a algo? ¿A dónde estoy atado siendo Sujeto? ¿Sujeto por qué? ¿O por quién?

Lo que hay es Cuerpo. Eso es innegable. Hay una experiencia llamada Cuerpo, en el Mundo, que tiene que ver con la demostración que atraviesa la experiencia en lo Real a partir del procesamiento perceptivo que hace la conciencia. Existe un borde que se va discriminando en función de las experiencias que le permiten a la conciencia decir "esto está por fuera de mi límite corporal, esto dentro", y así y todo existe la esquizofrenia. Pero, digamos, existe el Cuerpo. Hay algo innegable, hay un ente corporal sostenido por una veracidad biológica, que es que existe el Cuerpo en el Mundo.

¡Y existe el Mundo! ¿Pero qué es ese Mundo? Es un Mundo liberado y atónito al sentido de la experiencia que cada Cuerpo pueda hacer con él. Y ese Cuerpo, a medida que experimenta y vive el Mundo, va conformando su Ser. Entonces, ¿qué pasa? El Cuerpo se entrelaza con el Mundo para crear una experiencia indivisible. El Mundo no es tal si no en su relación con el Cuerpo que lo habita y se conforma como tal en dicho proceso. Hay tantos Cuerpos como Mundos en el mundo, porque cada relación corporal-mundial es una vida de por sí. Aunque haya vidas compartidas. Cada cuerpo, a partir del borde que genera la construcción de la conciencia y la idea de "yo", es un entrelazamiento indefinido y constante. 

No hay sujeto u objeto. Hay Cuerpos, hay entes y hay Ser. El Ser es la experiencia del Cuerpo en el Mundo y del Mundo en el Cuerpo. No existen los objetos.

Esta corriente, en contraste con lo que sería racionalismo y empirismo, se llama fenomenología.
φαινόμενoν, fenómeno, "apariencia", lo que surge de alguna manera, no de, si no en lo Real. Aquello que se manifiesta de alguna manera que se hace perceptible a los entes y Seres.
λογος, logía, "logos", tratado, forma de entender algo.
Forma de entender la manera en la cual las "cosas" son en el Mundo. No es una pregunta por el por qué si no por el cómo. ¿Cómo somos en el Mundo? No interesa el por qué. El por qué lo construye cada quien. Lo importante son los mecanismos que producen y construyen el proceso en tanto proceso subjetivo y subjetivizante. ¿Cómo residimos en este Mundo siendo Mundo? ¿Qué de nuestro Cuerpo es Cuerpo en el Mundo? ¿Cómo nos entrelazamos? 

La fenomenología es una forma de pensar al mundo en tanto Mundo de los Entes. Yo, a los entes, muchas veces les digo "cosas", porque es más fácil y mundano de entender, por más que, para mí, 'cosa' no sea sinónimo de 'objeto'.
La fenomenología atiene a aprender a visualizar la manera en que las cosas son en el Mundo. Y siempre tiene que ver con la sorpresa, con la innovación, con que el Mundo es infinito. No por inabarcable (que lo es), si no porque es tan vasto como el horizonte de la conciencia.