Mirar es decir la verdad. - 2014 9 10

¿Dónde reside el eco que genera una mirada?

¿Qué hacer cuando a uno lo miran?

Hace un poquito, tan solo un puñado de tiempo me surgió una idea que navega olas mansas cerca de la orilla; esa idea es que mirar es la mejor forma de decir la verdad.

Mirar es decir la verdad.

Vos podés hablar, hablar, hablar, hacer, hacer, hacer... todo lo que se te ocurra. Y podés creer, crear, creer todo lo que quieras.

Podés mentir, llorar, hacer de cuenta que, engañar, podés decir la verdad y podés no saber.

Y hay algo tan simple que complementa todo eso, que es el eco que genera la mirada. 
¿Es posible mirar de otra forma que no sea la manera en que mira uno? ¿Es posible disfrazar la mirada? Yo siento que no. O me pasa que no. O me pasó que nunca pude desatar una mirada de una visión. O creo que la mirada es algo transversal en la persona, independiente de cualquier "ismo". 

Mirar es decir la verdad. Y, también, es la mejor forma de sostener una intención. Esa intención siempre es verdadera.

Mirame a los ojos, mirá el brillo que me surge y sabé que te estoy diciendo la verdad. La verdad de mi. La verdad de mi-rada. La verdad de la mi-lanesa.